miércoles, 16 de noviembre de 2016

TU LOCURA BANCA A LA MÍA

Un poquito loca estoy, decís. Gracias, por darte cuenta, por estar, por correrme para donde disparo, por seguirme la corriente, porque me permitís llegar cada noche con una sonrisa en mis labios. No es ése el propósito de la vida?

No hay comentarios.:

Publicar un comentario